lunes, 30 de septiembre de 2013

Economías de aglomeración y densidad económica en el Mundo

Economías de aglomeración y densidad económica


La incidencia de las economías de aglomeración en la localización de las empresas es una cuestión que han ocupado la atención de los economistas durante décadas. A finales del siglo XIX, Marshall (1890) argumentó que la localización de las empresas en áreas con una elevada concentración de empresas del mismo sector conlleva ventajas como la disponibilidad de mano de obra especializada, la disponibilidad de bienes intermedios y la facilidad para intercambiar conocimientos sobre productos, procesos e innovaciones. En la primera mitad del siglo XX trabajos como los de Ohlin (1933), Hoover (1948) e Isard (1956) generalizaron este concepto considerando que las economías externas podían ser accesibles a todas las empresas con independencia del sector alque pertenecieran. Se paso así del concepto sectorial de las “economías de localización” al concepto más global de “economías de urbanización”.

Tras varias décadas de relativo olvido, en los años 80 comenzó a desarrollarse eluso de modelos espaciales para paliar las dificultades de la economía tradicional paraexplicar adecuadamente las diferencias en la riqueza y dinamismo de las regiones (Piore y Sabel, 1984). Sin embargo, no ha sido hasta la década de los 90, con el redescubrimiento del espacio tanto en la economía (Krugman, 1991) como enlos estudios empresariales (Porter, 1990), cuando han surgido multitud de estudios,principalmente teóricos, que se han centrado en el análisis de la influencia de la concentración espacial de las actividades económicas en el desarrollo de la productividad y el crecimiento.

Así es como introducen Federico Pablo Martí y Carlos Muñoz Yebra su trabajo “Localización empresarial y economías de aglomeración: el debate en torno a la agregación espacial” (2009).

La nueva geografía económica se dedica principalmente a explicar la concentración espacial y las economías de aglomeración. Este término hace referencia a la proximidad geográfica a un gran mercado que permita reducir costes de transporte, a las ventajas de comunicación que se pueden lograr con unas infraestructuras adecuadas, a los desbordamientos tecnológicos, a la cultura empresarial, a la voluntad de proximidad geográfica entre productores y proveedores o al imán que tiene una industria para atraer trabajadores con cualificaciones adecuadas para sus empresas.


Economías de aglomeración

Las empresas no se localizan de forma uniforme sobre el territorio, sino que tienden a concentrarse en determinadas áreas, con el objetivo de aprovechar los beneficios que surgen de localizarse cerca unas de otras. Estos beneficios, conocidos como economías de aglomeración están relacionados con el mejor aprovechamiento de las economías de escala y de alcance en los lugares en los que, o bien coexisten muchas empresas de sectores relacionados, o bien se encuentran cercanos a los grandes núcleosde población o actividad económica.

En base a la mayor incidencia de unos u otros aspectos, las economías de aglomeración suelen dividirse en dos grupos: economías de localización y economías de urbanización.


El término economías de localización hace referencia a la aparición de reducciones en los costes y mejoras en la productividad cuando las empresas pertenecientes a sectores relacionados se sitúan cerca unas de otras. La cercanía entre las empresas genera ventajas de tres maneras: la disponibilidad de mano de obra cualificada, la difusión de conocimiento y la disponibilidad de bienes intermedios.

La coexistencia en un área de empresas pertenecientes a un mismo sector facilitala aparición de un mercado de trabajadores cualificados más amplio y flexible, en elque los costes de búsqueda son más bajos tanto para los empresarios como para lostrabajadores. Este intenso intercambio de trabajadores, junto con las relaciones formales e informales que la cercanía de las empresas posibilita, favorecen el intercambio de información y la difusión del conocimiento. Por último, la concentración deempresas de un sector favorece la localización de sus proveedores especializados enel entorno cercano, lo que aumenta la disponibilidad de los inputs intermedios y reduce los costes de transacción.

Las economías de urbanización se refieren al tamaño de la aglomeración, no centrándose en un sector concreto sino en el conjunto, afectando a todaslas empresas que se hallan en una localización específica. Se puede definir como las ventajas que se derivan de la disponibilidad de una abundante fuerza de trabajo multifuncional y de unas buenas infraestructuras y bienes públicos y que son típicas de las zonas ampliamente pobladas.

En el caso de China, la dinámica de la aglomeración ha determinado el crecimiento y la morfología de las ciudades. Economía y población se aglutinan en un mismo espacio, formando hipertrofias humanas y megalópolis de difícil gestión. Tal y como vimos en el apartado Migraciones y geografía económica, millones de personas migran desde el interior de China hacia las grandes ciudades del Este, que están viviendo un crecimiento económico inédito, pero que también conlleva consecuencias negativas.

NOTICIA: La contaminación se extiende por el Este de China

Tasa de urbanización y desarrollo económico


La economía de aglomeración fomenta



Si bien es cierto que las altas tasas de urbanización no siempre implican alto nivel económico, en el caso contrario queda comprobado que cuanto menos urbanizado está un país, menos ingresos tiene su población.

Uno de los aspectos que favorecen el desarrollo de las empresas en los entornos cercanos a las ciudades es que éstas muestran mayores niveles de estabilidad económica. Las zonas urbanas tienden a caracterizarse como más estables que las zonas rurales, lo que favorece el crecimiento.

Las causas de esta mayor estabilidad se basan en la diversificación económica que ofrecen los espacios urbanos. cuanto más amplia sea la diversidad de las actividades productivas mayor será la protección de la región frente a shocks o crisis externas de demanda en sectores concretos.

Aunque se considera que en general las economías de urbanización tienen un impacto positivo en la localización empresarial también existen vertientes de la aglomeración que son negativos. Las deseconomias de urbanización recogen aspectos como la congestión de las infraestructuras, la pérdida de calidad del entorno o la escasez de determinados factores productivos que dificultan el desarrollo de las empresas.

El siguiente mapa destaca una de las regiones más urbanizadas del planeta, el Delta del Río Perla, en el sudeste de China. En esta zona de 43.000 kilómetros cuadrados viven unas 45 millones de personas.
RioPerla
El caso del Delta del Río Perla no evidencia únicamente una hipertrofia urbana, sino también un espacio industrial con un enorme potencial económico. En el entorno de Guangzhou, Shenzhen y Macao encontramos una de las “fábricas” más grandes del mundo. El Delta es una de las regiones más desarrolladas de China, y tiene una fuerte industria de exportación. El puerto de Hong-Kong, que si bien no pertenece geográficamente al Delta del Río Perla sí es una ciudad clave en la economía de la zona, sirve para dar salida a toda la producción de esta espacio altamente urbanizado.

En este sorprendente caso, el gobierno chino se ha propuesto impulsar la ciudad más grande del planeta, uniendo los núcleos urbanos de la zona del Delta del Río Perla. Casi 45 millones de personas en una misma megaciudad, que envolvería las áreas metropolitanas de grandes ciudades como Guangzhou, Shenzhen o Jiangmen.

NOTICIA: China to create largest mega city in the world with 42 million people (The Telegraph)

Densidad económica

Directamente relacionado con las tasas de urbanización y con la economía de aglomeración está el siguiente concepto: densidad económica. En un sencillo término que nos recuerda a la densidad de población, que consiste en cantidad de habitantes por kilómetro cuadrado. En este caso la densidad económica hace referencia a la cantidad de “producción económica” por kilómetro cuadrado. Es un medidor que intenta describir el nivel de actividad económica que hay en una zona concreta.

Está directamente relacionado con la tasa de urbanización porque, tal y como hemos visto, allí donde hay una mayor urbanización hay mayor actividad económica. La presencia de ciudades está relacionada con el desarrollo de la economía.

En su trabajo Localización empresarial y economías de aglomeración Federico Pablo Martí y Carlos Muñoz Yebra consideran que “la creciente densidad de los asentamientos humanos y las migraciones de trabajadores y empresarios para recortar la distancia a los mercados son elementos fundamentales para un desarrollo económico eficaz.” Es decir, según estos autores la densidad urbana y los movimientos migratorios hacia esos espacios urbanos fomentan el crecimiento económico. Así pues, los espacios que más producción económica generarán serán aquéllos más urbanizados y que más migración reciban.

En el siguiente mapa de Japón vemos representada la densidad económica: la producción económica por kilómetro cuadrado en este país. No sorprende comprobar que son las zonas más urbanizadas las que mayor densidad económica tienen: el área metropolitana de Tokio (más de 35 millones de habitantes) y la gran urbe de Osaka con casi diez millones de personas son los dos principales motores de la economía japonesa.
JapónEconomia 
aaaaaa
En realidad casi todo el espacio que queda entre Tokio y Osaka está fuertemente urbanizado. Algunos autores consideran a este eje una única megaciudad. Otras grandes ciudades como Kyoto, Aichi, Kaganawa, Nagoya o Shizuoka quedan también envueltos en esta gran área urbana. Si observamos una imagen satelital podemos comprobar cómo destacan los espacios urbanos en esta zona de la isla de Honshu.

El conocido como ‘cinturón de Taiheiyo’ tiene una población total de 83 millones de habitantes. Este continuum de ciudades supone uno de los espacios más urbanizados del planeta, y también uno de las zonas con mayor producción económica.

Captura de pantalla 2013-05-17 a las 19.36.39
No tenemos datos sobre la densidad económica en el área del Delta del Río Perla pero, como hemos visto, la tasa de urbanización está directamente relacionada con la densidad económica, así que podemos hacernos una idea sabiendo la alta urbanización y la alta producción que tiene lugar en la zona de Shenzhen y Guangzhou .

En el caso de Estados Unidos, también encontramos un interesante mapa de densidad económica en el Informe de Desarrollo Mundial de 2009, elaborado por el Banco Mundial.

EEUUeconomia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada