martes, 17 de marzo de 2015

Business as Usual: El comunismo destroza otra economía saludable

Por qué Venezuela tiene la peor situación económica en el mundo, en tres gráficos
 Una muestra de billetes con la cara del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y la palabra "devaluado" es visto en un mercado en Caracas.


Escrito por Jason Karaian - Quartz

Hay un comercio rugiente de bienes venezolanos a lo largo de la frontera del país con Colombia. Eso está en marcado contraste con el malestar general de la economía en el resto del país.
Por muchas medidas, la economía de Venezuela es la más enfermiza en el mundo. A partir del valor de su moneda (hundimiento), a su inflación (abrasador) y PIB (encogimiento), Venezuela se ubica en o cerca del fondo de casi todos indicador financiero importante por ahí, realizando incluso peor que Argentina, Grecia, o Ucrania.

El bolívar maltratada

El síntoma más evidente de la crisis financiera del país es su debilitamiento de la moneda rápidamente, que ha perdido más del 60% de su valor frente al dólar en el mercado negro en los últimos seis meses. Esto no es inmediatamente evidente en las cifras oficiales. Sistema de intercambio de tres niveles enrevesado de Venezuela sugiere que el bolívar es mucho más fuerte que eso, gracias a los controles -que monetarias estrictas es por qué nadie cree que las cifras oficiales.

Ahí es donde el contrabando en la frontera entra. Debido a que el gobierno fija los precios de una amplia gama de bienes a los tipos de cambio fijos, vale la pena comprar cosas baratas en Venezuela y lo venden en Colombia en un margen significativo. Mientras tanto, la escasez de todo, desde suministros médicos críticos (Paywall) a papel higiénico hace la vida para los venezolanos comunes miserables, incluso mientras el país lucha para pagar las importaciones con su moneda cada vez más inútil.



El mes pasado, un intento de aflojar las restricciones cambiarias llevó a una enorme devaluación del bolívar. Aunque el nuevo sistema, llamado Simadi, deja de dólares de acceso las personas con más libertad que antes, sólo alrededor del 10% del comercio del dólar lleva a cabo en la Bolsa, de acuerdo con Moody. Tres cuartas partes de dólares todavía se negocian por el gobierno a las tasas ridículamente sobrevaluados de alrededor de 6 y 12 bolívares por dólar.

Para colmo de males, los EE.UU. anunciaron recientemente las sanciones financieras contra un puñado de funcionarios venezolanos, citando violaciones de los derechos humanos, la persecución de la prensa, la corrupción pública, y muchas otras cosas. El gobierno de Venezuela denunció inmediatamente el movimiento, tomándolo como otra excusa para advertir de un golpe de Estado apoyado por Estados Unidos inminente.
Esta fue una distracción bienvenida de los índices de criminalidad altísimos y la inflación en espiral que aqueja al país cada vez más aislado. Los precios al consumidor están aumentando en casi un 70% anual, la tasa más alta del mundo.


Una profunda depresión

El modelo económico "Bolivariano" socialista propugnada por el fallecido presidente Hugo Chávez y ampliado por su sucesor, Nicolás Maduro, ha fallado para diversificar la economía de su abrumadora dependencia del petróleo, que representa alrededor del 95% de los ingresos de exportación. Gracias a la caída en los precios del crudo, el gobierno en Caracas ahora se enfrenta a un déficit de financiación de más de $ 30 billones este año y el próximo, según Moody. Algunos analistas creen que la combinación de menores precios del petróleo y las promesas de gasto del gobierno podría empujar a Venezuela a dejar de pagar tan pronto como este año.



El FMI redujo recientemente su pronóstico para el crecimiento económico en el país este año, a un descenso del 7% del PIB en la parte superior de un estimado de 4% de caída del año pasado. Aparte de algunos comerciantes emprendedores cerca de la frontera con Colombia, pocos venezolanos se están beneficiando de la revolución bolivariana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada